escorts

DEL PROSTÍBULO A LA BANCA LEGISLATIVA POST MORTEM

proxenetas famosos

Hubo escorts célebres, y también proxenetas famosos. No siempre se arrastraron por los lugares más sórdidos de la ciudad, esquivando las miradas de la gente y de la policía. También han sabido exhibir lo suyo sin complejos, y usarlo como plataforma para proyectarse hacia actividades menos asociadas con lo prohibido.

Tal el caso de Dennis Hof, un norteamericano nacido en Arizona en 1946, y muerto en 2018 en su «Dennis Hof’s Love Ranch», cercano a Las Vegas.

Este individuo, que gustaba de la ostentación como pocos, fue un verdadero magnate de burdeles, en los condados que rodean a la «ciudad del pecado». Sucede que, paradógicamente, en Las Vegas la prostitución no es legal. O mejor dicho: no está permitido poner establecimientos de ese tipo. Sí, en algunos poblados muy cercanos, que han prosperado con esa actividad.

Un «Mini Trump»

Como no tenía el menor empacho en mostrar su «trabajo» (todo lo contrario) fue protagonista de un «Reality show» para el emporio televisivo HBO. Se trata de «Cathouse: The Series». Allí se documentaba la vida profesional de las y los trabajadores del «Moonlite Bunny Ranch», uno de sus burdeles legales en el Estado de Nevada, muy cerca de Las Vegas, donde era uno de los proxenetas famosos de la zona.

Tuvo 11 episodios en su primera temporada, que se emitieron originalmente en 2005. Los 6 episodios de la segunda temporada se vieron dos años más tarde. Fue la continuación en otro formato de los documentales de HBO Cathouse (2002) y Cathouse 2: Back in the Saddle (2003), también ambientados en el Bunny Ranch.

El día de Año Nuevo de 2008, HBO transmitió un episodio especial de la serie titulado «Cathouse, the Musical». También en 2008 se emitieron dos episodios independientes: «Cathouse: Come to the Party» y «Best of Cathouse». Siempre con Dennis en primerísimo plano, moviendo los hilos de sus burdeles, haciendo escuela entre los proxenetas famosos.

En diciembre de 2010 se emitió un especial titulado «Cat Call». En febrero de 2011 hubo otro, llamado «Bienvenido a bordo», que contó con la visita de Heidi Fleiss, otra de los proxenetas famosos de Norteamérica, y verdadera personalidad televisiva.

Ahí comenzaron las comparaciones con Donald Trump: en una escala mayor, el magnate de la construcción saltó a la popularidad con su show «The Apprentice», que con variantes de formato tuvo nada menos que 15 temporadas y 192 episodios, entre 2004 y 2017. En catorce ellas, la estrella excluyente era quien más tarde sería Presidente de los Estados Unidos. La temporada restante fue presentada por Arnold Schwarzenegger. Luego, hubo una nueva versión con la empresaria Martha Stewart como figura central.

De la lista de proxenetas famosos, a la lista electoral

Donald Trump fue una enorme inspiración para nuestro Dennis Hof, y él lo reconoció abiertamente. Tanto era así, que quiso hacer el mismo camino: empresario – estrella de TV – ¡Y político!. También por el Partido Republicano, como corresponde.

Se lanzó a las revueltas aguas de la política para ganar una banca por el Estado de Nevada en la cámara de Representantes (el equivalente a Diputados). Y venció ampliamente a su rival demócrata, por 68,3% contra 32%. En ningún momento ocultó haber sido uno de los proxenetas más famosos, ni hubiera podido, pero ante todo, consideraba que no tenía nada de que arrepentirse.

Hubo un pequeño problema. El 16 de octubre de 2018, antes de asumir sus nuevas funciones, fue encontrado muerto en una suite de su complejo prostibulario «Love Ranch», la misma donde años atrás una estrella de la NBA casi pierde la vida por sobredosis de casi todo.

Así terminó la carrera (y la vida) de uno de los proxenetas-emblema de más alto perfil en toda la historia. ¿Qué habría pasado si se consolidaba en la política? ¿Habría sido un recambio para Trump?

Nunca lo sabremos.